La UIB planificará el primer semestre del año académico 2021-22 con presencialidad adaptada y la flexibilizará si las condiciones sanitarias lo permiten

El Consejo de Gobierno de la Universidad de las Islas Baleares ha aprobado hoy la prórroga de la docencia presencial adaptada para el primer semestre del año académico 2021-22, con la posibilidad de flexibilizar las restricciones si las condiciones sanitarias lo permiten.

La decisión se toma ahora, dada la necesidad de los centros de empezar a planificar la docencia del año académico 2021-22 y una vez que se ha podido comprobar que, durante el año académico 2020-21, la comunidad universitaria ha demostrado que es capaz de adaptarse y garantizar el proceso de enseñanza-aprendizaje combinando la presencialidad con las herramientas y estrategias de la educación a distancia.

La situación epidemiológica actual no permite determinar si el año académico que viene se podrá empezar en una situación de normalidad, por lo que la Universidad ha optado, de forma preventiva y para facilitar la planificación docente, por mantener medidas para evitar contagios.

De esta forma, la UIB prorroga, al primer semestre del año académico 2021-22, la docencia presencial adaptada, regulada por el Plan de actuación de la Universidad de las Islas Baleares para la docencia presencial adaptada. Año académico 2020-21, y por el Plan de contingencia para el año académico 2020-21.

El acuerdo recoge, no obstante, que estas directrices se podrán flexibilizar en función de la evolución de la pandemia y de las restricciones sanitarias vigentes al empezar el año académico 2021-22.

Fecha de publicación: 26/03/2021